Línea de vida vertical: ¿cuándo, cómo y quién debe usarlas?

Línea de vida vertical: ¿cuándo, cómo y quién debe usarlas?

Existen cosas en la vida que sólo pueden ser usadas por una sola persona, bien sea porque estén diseñadas para que su uso inmediato sea individual debido a la experiencia, o porque se trata de longitudes y pesos para soportar, entre ellas están las líneas de vida, implementos elaborados para brindar seguridad en la vida de un trabajador que hace oficios generalmente en lugares de riesgos, por los que necesita atarse a cuerdas, cinturones, arneses, entre otros.

Sin embargo, no todas las líneas de vida pueden ser usadas de la misma forma y al mismo tiempo por una o más personas, para ello se han diseñado las líneas de vida verticales las cuales se han creado para el uso individual, es decir, sólo lo puede usar una persona, a la vez, durante una actividad en específico. Estos dispositivos son muy resistentes, cómodos y de fácil adaptación para llevar a cabo tareas de destreza física, sobre todo cuando la persona tiene que moverse de forma ascendente o descendente. El estar sujetado a este tipo de líneas evitará que el usuario caiga al vacío, ya que se activarán sus mecanismos de restricción, sin causar daños que lamentar.

Es importante saber si estos dispositivos cumplen con las normativas de certificación, y es muy fácil de distinguir, ya que los sistemas de enganches impiden que los dispositivos de seguridad se desprendan en medio de una caída, sus cuerdas son galvanizadas o de acero inoxidable y cuentan con un absorbedor de energía para amortiguar el impacto durante la trayectoria al vacío.

Cabe destacar que para un buen y oportuno funcionamiento de las mismas, todos sus componentes deben mantener una proporción de tamaño y peso para cumplir con los sistemas de enganches, ataduras o desplazamientos, según sea el caso. Además de acatar todo lo referente a la normativa UNE EN 795 C, que más allá de avalar un producto elaborado de la forma más precisa, bajo la óptica de los mejores especialistas que buscan poner en el mercado un producto de altísima calidad, también ofrecen un elemento de seguridad para quien los use.

Las líneas de vida verticales pueden ser fijas o móviles, de acuerdo para el fin que se necesiten. Las fijas generalmente se instalan en escaleras o torres con alturas superiores a los 4 metros y sólo deben ser usadas por un personal calificado. Mientras que las móviles se diseñaron para anclajes que soporten como mínimo 5 mil libras, sus cables deben ser de acero inoxidable, cumplir con las longitudes específicas para cada acción, pueden estar elaboradas para usarse a la par con mosquetones, ganchos de seguridad o conectores para restricciones de caídas, entre otros implementos que deben ser iguales en cuanto a tamaño, peso, diámetro y tipo de material, aunque no sean de la misma marca.

Dejar un comentario

Comentario (requerido)

Puedes utilizar estas etiquetas HTML y atributos.: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Nombre (requerido)
Email (requerido)